7 claves de oro para la formulación de objetivos empresariales y personales

7 claves de oro para la formulación de objetivos empresariales y personales

7 claves de oro para la formulación de objetivos empresariales y personales
Blog

7 claves de oro para la formulación de objetivos empresariales y personales

Los objetivos son la gasolina que tenemos para mantener activa nuestra motivación y energía tanto a nivel personal como profesional. Nos ayudan a focalizarnos y mantener nuestra atención en lo realmente importante para nosotros en cada momento.

 Además, tenerlos escritos, te ayudará a activar tu Sistema Activador Reticular (SRA). Cuando activamos el SRA se produce un estado de alerta consciente que hace posible la percepción de aspectos relacionados con el objetivo, o con aquello en lo que pones tu foco. Te ayudará a centrar tu atención y dirigirla a una meta específica. Este SRA se activa a menudo. Seguro que alguna vez te has comprado algo, que creías era exclusivo o que no lo tenía mucha gente y cuando sales a la calle lo ves por todas partes. O estás pensando en algo y parece que la publicidad de los medios te habla a ti directamente.

“Prestas atención a aquello que tu cerebro te muestra, y te muestra aquello en lo que te enfocas, aquello en lo que más piensas”

Para trabajar sobre los objetivos me parece interesante que respondamos a esta pregunta ¿Cómo deben redactarse? Y ¿Por qué es importante que estén escritos?.

Cuando formulemos un objetivo que afecte a una parte de nuestra vida debe ser lo suficientemente potente como para que decidamos comprometernos con él, ya que cumplirlo va a suponer satisfacción, esfuerzo y disciplina. Así que… ¿Cómo nos disponemos a ese compromiso? Formulando adecuadamente nuestros objetivos.

Veamos algunas claves para formularlos:

1.- Se positivo. Así dispondrás tu atención y pensamientos en la consecución del mismo con un enfoque adecuado.

Veamos un ejemplo, en este caso relacionado con la salud. “Dejar de fumar”, seguro que conoces a alguien que se lo ha planteado alguna vez. “Dejar de fumar” supone una propuesta negativa ya que eliminamos un hábito que nos guste o no, nos aporta un beneficio, consciente o inconsciente (independientemente de que sepamos que es perjudicial), y no lo sustituimos por una opción mejor. Decidir mejorar nuestra salud, canalizará tu energía de una forma más efectiva y será mejor recibido por nuestra mente subconsciente.

Algunas preguntas que nos pueden ayudar son: ¿Qué es lo que quiero?, ¿Qué quiero en lugar de lo que tengo? ¿Qué preferiría tener?

2.- Es necesario que el objetivo sea específico. Incluso cuando se formulan objetivos abstractos, en los cuales es difícil concretar si se han conseguido o no, y forma parte de una percepción personal subjetiva.

Por otro lado, en el caso de los objetivos concretos, ser demasiado perfeccionista en su descripción puede llevarte a que no te conformes con algo ligeramente diferente.

En el caso de los que son planteados a largo plazo no es fácil ser muy concreto. Conviene definir cuándo, cómo y con quien van a ser conseguidos. Nos ayudará saber que podemos contar con alguien. Algo que siempre debe quedar definido es el “cuando”, cuánto voy a tardar, cuándo lo quiero y cuánto tiempo hace falta para lograrlo, o por lo menos para alcanzar los hitos principales.

Para este segundo punto las preguntas a las que convendría responder son: ¿Qué es exactamente lo que quiero?, ¿Puedo describirlo con mayor precisión?, ¿Cuánto tiempo necesito para alcanzarlo?, ¿Cuándo quiero alcanzarlo?

3.- Debe ser medible. Es necesario saber si me estoy acercando al objetivo. La flexibilidad es una cualidad importante, ya que es muy posible que haya que realizar pequeños ajustes. Para saber cuándo hacerlos es conveniente marcar “puntos de control” para comprobar que vamos en la dirección adecuada.

Las preguntas guía son: ¿Cómo sabré que he logrado mi objetivo?, ¿Qué puntos de referencia puedo marcar a lo largo del camino?, ¿Cómo sabré que no me he desviado, que continúo en el buen camino?, ¿Con qué frecuencia comprobaré mi ruta?

4.- Es interesante, y diría que obligatorio, fijarnos un plazo para alcanzar el objetivo, o por lo menos los hitos que nos acerquen a él. Del mismo modo debe ser asequible y motivante, es decir, que suponga un reto, pero que, si aprendemos, mejoramos, somos disciplinados y conseguimos dar nuestro mejor 100% podamos alcanzarlo en el plazo fijado.

5.- Párate a pensar en los recursos que tienes. Organiza los elementos que te vayan a hacer falta: objetos, personas cercanas, modelos de referencia y mirando interiormente actitud y predisposición personal.

En este caso las cuestiones que nos ayudarán son: ¿Qué recursos voy a necesitar para alcanzar ese objetivo?, ¿De qué recursos dispongo?, ¿Dónde encontraré lo que me hace falta?

6.- La ecología también debe ser respetada. Fíjate en las consecuencias hacia ti y hacia los demás. Toda acción siempre tiene consecuencias para el sistema más amplio en el que vivimos, acción – reacción – repercusión.

En este caso las respuestas las daremos a: ¿Cuáles serán las consecuencias para mí y para otras personas de alcanzar mi objetivo? ¿Cuánto me va a costar en tiempo, dinero…? ¿A qué voy a tener que renunciar en mi estado actual? ¿Las consecuencias a corto y a largo plazo son positivas o negativas? ¿realmente es esto lo que quiero? ¿atiende a algo superior al objetivo en sí mismo? ¿me acerca a mi misión personal y/o profesional?

7.- Para alcanzar tu objetivo, eres quien tienes que actuar y quien debe asumir la responsabilidad. Se proactivo, ¡toma el mando!, si no lo haces tú alguien lo hará por ti y es posible que no te guste.

En esta ocasión, plantéate las respuestas a: ¿Hasta qué punto controlo ese objetivo?, ¿Qué voy a hacer al respecto?, ¿Qué haré para alcanzar ese objetivo? ¿estoy haciendo todo lo necesario para alcanzarlo, cuidarlo, mantenerlo…?

Te sugiero que pares de leer un momento, levantes la cabeza y te animes a revisar y escribir o reescribir tus objetivos bajo el filtro que acabamos de comentar. Dedícate un rato de reflexión para ti.

Alfredo Bastida

Co-Director Coaching Camp.

Coach Personal y Health Coach. Experto en Inteligencia Emocional y Programación Neurolingüistica.

Licenciado en Cc. de la Actividad Física y Deporte.

¿Quieres recibir en tu correo nuestras novedades? Apúntate a nuestra Newsletter

Compártelo
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp